Abren los colegios electorales para las elecciones parlamentarias en Siria





Un soldado mancha su dedo en tinta tras ejercer su derecho al voto en un colegio electoral en Damasco (Siria). EFE/Youssef Badawi/Archivo
Un soldado mancha su dedo en tinta tras ejercer su derecho al voto en un colegio electoral en Damasco (Siria). EFE/Youssef Badawi/Archivo
(EFEM0297/)

Damasco, 19 jul (EFE).- Los colegios electorales abrieron sus puertas este domingo para la celebración de las elecciones parlamentarias, las terceras desde el inicio del conflicto armado en 2011, para elegir a los 250 miembros que conforman el Legislativo entre medidas de higiene por la pandemia del coronavirus.
El comité judicial supremo para las elecciones anunció la apertura de los 7.277 centros electorales repartidos en las zonas bajo control gubernamental para votar entre los 1.656 candidatos en liza, de ellos 200 mujeres, informó la agencia oficial de noticias siria SANA.
Las urnas estarán abiertas desde las 07.00 hasta las 19.00 hora local (05.00-17.00 GMT), aunque el ministro de Información sirio, Imad Sara, indicó el sábado a Efe que se podría prolongar la hora de cierre según se desarrolle hoy la jornada de votación.
La agencia SANA publicó las primeras imágenes de votantes en las escuelas, algunos de ellos con mascarillas, tal y como el Gobierno sirio anunció que deberían llevar obligatoriamente como medida para evitar la propagación del virus.
Inicialmente las elecciones se iban a celebrar en abril, después se retrasaron a mayo y, por último, se decidió aplazarlas al 19 de julio por el coronavirus.
Los comicios no se celebran en las zonas que no están controladas por el presidente sirio, Bachar al Asad, como el noreste del país bajo la administración kurdosiria, así como el noroeste, el último bastión insurgente del territorio nacional.
No obstante, es la primera vez que tendrán lugar votaciones en lugares que previamente eran bastiones de las facciones insurgentes en Siria, ya que desde 2018 Al Asad, con el apoyo de Rusia, ha recuperado la gran parte del territorio perdido.
Las últimas elecciones parlamentarias tuvieron lugar en abril de 2016 en todas las áreas dominadas por el Gobierno y en todas las provincias del país, menos las norteñas Al Raqa e Idlib, entonces controladas por el grupo yihadista Estado Islámico (EI) y por la exfilial siria de Al Qaeda, respectivamente.
En aquella ocasión se presentaron 3.450 candidatos al Legislativo, pero el partido Baaz del presidente Al Asad se llevó casi todos los escaños.
Desde 2012, cuando se aprobó la actual Carta Magna y el correspondiente reconocimiento de la pluralidad política, las autoridades permitieron que otros partidos aparte del Baaz concurriesen a los comicios legislativos.
Sin embargo, la mayoría de la oposición siria se encuentra exiliada fuera del país desde el estallido de la revuelta popular en 2011, que degeneró a partir de 2012 en un conflicto armado que aún no ha concluido.
Los sirios acudirán a las urnas en un momento en el que su país atraviesa una de sus peores crisis económicas desde el inicio del conflicto, acorralado por las sanciones de las potencias occidentales.
El mes pasado, Siria anunció la devaluación de su moneda local en un 44 % antes de que Estados Unidos implementara la Ley César de sanciones contra Al Asad y otras personalidades sirias, así como contra sus principales aliados, Rusia e Irán, y contra todos aquellos que inviertan en la reconstrucción de esta devastada nación.

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *