Atleta crítica del Gobierno vuelve a Nicaragua por enfermedad de su papá





Fotografía de archivo fechada el 7 de marzo de 2018, muestra a la atleta nicaragüense Sayra Laguna mientras participa en el foro nacional en conmemoración al Día Internacional de la Mujer en el ámbito social y deportivo, en Managua. EFE/Jorge Torres/Archivo
Fotografía de archivo fechada el 7 de marzo de 2018, muestra a la atleta nicaragüense Sayra Laguna mientras participa en el foro nacional en conmemoración al Día Internacional de la Mujer en el ámbito social y deportivo, en Managua. EFE/Jorge Torres/Archivo
(Jorge Torres/)

Managua, 7 jul (EFE).- La Atleta Amateur del Año 2017 de Nicaragua, Sayra Laguna, que se marchó al exilio en el marco de la crisis sociopolítica que vive el país desde abril de 2018, emprendió un viaje de retorno desde Guatemala con el fin de reunirse con su padre y abuelas, que están delicados de salud.
Laguna, doble medallista de judo y sambo en los Juegos Centroamericanos 2017, celebrados en Managua, dijo a Efe que decidió regresar a su patria luego de que su padre diera positivo a la COVID-19 y sus abuelas se enfermaran de otras causas.
“Me voy (a Nicaragua) porque mis abuelas y mi papá están enfermos”, explicó la atleta, que en julio de 2018 recibió amenazas tras haber dedicado a Jesucristo y a las víctimas mortales de las protestas contra el presidente Daniel Ortega una medalla obtenida en el Campeonato Panamericano de Sambo Acapulco 2018.
Laguna, crítica con el Gobierno nicaragüense, fue despedida en diciembre del año pasado del Instituto Nicaragüense de Deportes, donde trabajaba como administradora, por cuestionar la condecoración que hizo el Comité Olímpico Nicaragüense al subdirector de la Policía Nacional, Ramón Avellán, a quien Estados Unidos señala como responsable de más de 100 muertes en el marco de las protestas.
“Son una mierda, premian hasta a los asesinos. Sí que este país necesita un gran cambio hasta el más último rincón e institución”, escribió entonces en Facebook.
Laguna, licenciada en Mercadotecnia y Administración de Empresas, fue amenazada por simpatizantes sandinistas que circularon en redes sociales carteles con el título de “Se busca” o “traidores”, por lo que decidió marcharse al exilio en enero de este año.
Permaneció dos meses y medio en Estados Unidos, luego “unas semanas” en México y de allí en Guatemala, donde junto a otros 37 nicaragüenses, que se han quedado sin empleos, emprenderán el viaje de regreso a su país.
Pese a las dificultades que están teniendo los nicaragüenses por regresar a su país, Laguna dijo que su principal motivación es poder reunirse con su padre y sus abuelas.
Para tal fin, agregó, contrataron entre todos un autobús privado que está previsto parta mañana de Guatemala con destino a Nicaragua.
Han pedido acompañamiento a los organismos humanitarios y grupos religiosos para no tener inconvenientes con su regreso a Nicaragua.
“Gracias a Dios estamos cada vez más cerca de llegar a mi casa. Mis abuelas y mi papá son mi prioridad en este momento y espero en Dios poder llegar segura a mi destino”, expresó Laguna, que dijo es “terrible estar lejos de su país y aún más difícil estar pasando una pandemia”.

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)

Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *